Descartan cancelar garita Otay II

No obstante, persisten los rumores sobre la falta de presupuesto por parte de Estados Unidos, para la infraestructura del proyecto binacional.

Tijuana

Luego de circularan rumores entre la iniciativa privada sobre la posible cancelación de la segunda garita de Otay por la falta de apoyo del gobierno estadounidense, el director del San Diego-Tijuana Smart Border Coalition, James Clark, descartó dichos señalamientos y aseguró que la obra sigue en pie.

Explicó que el proyecto apenas inició su primera fase a inicios de este mes, sin embargo están a la espera de que autoridades en el vecino país aseguren el recurso para concretarla, por lo que han mantenido acercamiendo con miembros del Congreso para manifestar la importancia de que se destinenen los recursos de dichas obras, no sólo para San Diego, sino para todo el vecino país.

"Justo la semana pasada tuvimos la inauguración del inicio de la carretera hacia el este de Otay. Entonces eso es el inicio; sin la carretera no hay camino en este lado; hay carreteras por el lado de Tijuana pero no en este lado. Entonces ese es realmente el inicio y es algo que estará pasando y está comenzando ahora; están ya moviendo la tierra. Necesitamos tener la tercera fase de los recursos para completar la carretera para El Chaparral; para completar la "Puerta México", la cual está ahí. Cuando vienes al sur sólo ves por donde solías ir a México; esas serán puertas hacia el norte y realmente ayudarán con el congestionamiento en San Ysidro"

En días pasados, sectores de la sociedad bajacaliforniana manifestaron incertidumbre de que la construcción de la segunda garita de Otay no se logrará, pese a que la fecha pactada para el arranque del nuevo cruce fronterizo fue anunciada por las mismas autoridades estadounidenses hace unas semanas.

No obstante, persisten los rumores sobre la falta de presupuesto por parte de Estados Unidos, para la infraestructura del proyecto binacional.

El 10 de diciembre, autoridades de México y Estados Unidos arrancaron la construcción de la ruta estatal 11, primera fase del proyecto para una segunda garita en Otay Mesa.

Con una inversión de 700 millones de dólares, este nuevo cruce busca agilizar la espera para ingresar a San Diego, ofreciendo otra opción tanto para vehículos como camiones.