Cómplice de José Susumo Azano se declara culpable ante Corte de SD

Asegura que el empresario mexicano entregó dinero en efectivo a prestanombres para que fueran entregados a candidatos a la alcaldía
José Susumo Azano
José Susumo Azano

San Diego

Uno de los cómplices del empresario mexicano José Susumo Azano, se declaró culpable por fraude financiero este martes ante la Corte Federal de San Diego.

El ex policía, Ernesto Encinas, aceptó que ayudó al mexicano a hacer donaciones ilícitas a campañas políticas en San Diego, además de hacer declaraciones falsas al Servicio de Recaudación Interna (IRS).

Ante el juez magistrado William Gallo, Encinas aceptó que junto a otros dos acusados en esta demanda federal, aceptó distribuir contribuciones hechas por José Susumo Azano, quien fue detenido por el FBI en febrero.

La ley federal prohíbe que ciudadanos extranjeros realicen cualquier tipo de aportación financiera a campañas electorales en Estados Unidos.

En su declaración, Ernesto Encinas confirmó que tanto él como el cabildero Marco Polo Cortés, el asesor Ravneet Singh y el mismo Azano, conspiraron para falsificar documentos para impedir una investigación federal en torno a las donaciones.

Asimismo, indicó que el empresario mexicano entregó dinero en efectivo a una serie de individuos para que fungieran como prestanombres e hicieran donaciones directamente a un candidato a la alcaldía de la ciudad, durante las elecciones primarias de 2012.

Hasta la fecha, tanto Azano como Cortés y Singh, se han declarado inocentes de los cargos.

Documentos presentados en la Corte, señalan que Encinas aceptó ayudar a José Susumo Azano ya que buscaba que el nuevo alcalde despidiera al entonces Jefe de Policía, William Lansdowne.

Aunque los documentos oficiales no indican nombres de los candidatos que habrían recibido dichas contribuciones, algunas fuentes señalan que se trataba del ex alcalde Bob Filner y la procuradora y entonces candidata, Bonnie Dumanis, además del congresista Juan Vargas.

Los dos últimos aceptaron que regresaron dinero en cuanto se dio a conocer que el origen era el empresario mexicano.

Encinas escuchará su sentencia en junio, donde podría recibir hasta ocho años en prisión.

Cindy Cipriani, asistente de la Fiscal Federal señaló que con esta declaración de culpabilidad, el gobierno norteamericano "demuestra que continuará trabajando para investigar y consignar crímenes financieros dentro de campañas electorales".

Por su parte, la agente especial del FBI, Daphne Hearn consideró que el realizar donaciones ilegales es un golpe al "proceso electoral y a la democracia".