Ciudad de SD pagará 250 mil dólares a víctima de ex alcalde Bob Filner

Se llegó a un acuerdo entre el ayuntamiento y la que fuera directora de prensa, que evitará un juicio programado para el próximo año
Irene McCormack
Irene McCormack (Especial)

San Diego

La Ciudad de San Diego pagará 250 mil dólares a una empleada municipal para dar por terminada la demanda civil por acoso sexual en contra del ex alcalde Bob Filner.

En conferencia de prensa, el fiscal de la ciudad, Jan Goldsmith informó que se llegó a un acuerdo con Irene McCormack, quien fuera directora de prensa del ex alcalde, y la primera mujer en acusarlo públicamente.

La resolución fue aprobada de manera unánime por el Cabildo de San Diego, a sesión privada realizada este mismo lunes.

De esta manera, se logró evitar un juicio que ya estaba pactado para febrero de 2015, en el cual, se pedía una cantidad superior a un millón de dólares por daños emocionales.

"Esto fue un acuerdo negociado entre ambas partes, creo que ambos ganamos porque logramos resolverlo en una fase temprana antes de un año de un litigio y costo muy caro, este es un ejemplo de buena defensa en ambos lados"

Asimismo, se informó que por decisión de la misma McCormack, ella dejará de laborar para el municipio a partir del 1ro de abril.

La encargada de comunicaciones acusó al ex alcalde de hacerle comentarios inapropiados en un lapso de seis meses, como pedirle que trabajara en ropa interior, además que intentó besarla a la fuerza.

Bob Filner no pagará nada referente a esta demanda, tras un acuerdo hecho en agosto, en el cual, la Ciudad aceptó defenderlo a cambio de su renuncia.

"Nada saldrá de su bolsillo, esta es responsabilidad de la ciudad, bajo el acuerdo al que se llegó en agosto y este es el único caso en que la ciudad asume la responsabilidad sin derecho a buscar rembolso."

Filner de 70 años, se mantiene bajo arresto domiciliario desde principios de año, luego de declararse culpable por cargos criminales en torno a las acusaciones de acoso sexual a tres mujeres. Un juez lo sentenció a tres meses de arraigo, seguido por tres años de libertad condicional.

El anuncio se da un día antes de la elección especial, donde votantes de San Diego elegirán al próximo alcalde de la ciudad.