Activistas en SD piden “revitalizar, no militarizar” la frontera

Se elaborarán unas cobijas con imágenes que representan cómo la militarización en la frontera afecta a residentes fronterizos

San Diego, California

Activistas defensores de los derechos humanos lanzaron este martes una campaña para exigir al Congreso que retome el tema migratorio y que se consideren los intereses de las comunidades fronterizas.

Como parte del movimiento denominado “Revitalizar no Militarizar” se elaborarán unas cobijas con imágenes que representan cómo la militarización en la frontera afecta a residentes fronterizos, haciendo énfasis en los inmigrantes que han muerto a manos de agentes federales.

Pedro Ríos, director del Comité de Amigos Americanos, explicó que dentro de tres semanas se entregarán dichas mantas acompañadas de fotografías, que muestran una margarita como símbolo de revitalización a líderes electos en Washington, con la intención de que se escuche el sentir de la comunidad de San Diego.

"Una colcha grande que en cada uno de los paneles demuestra una historia, una realidad sobre cómo la militarización ha afectado a personas que radican en esta región. Uno va a poder revisar cada una y conocer un poco más el sufrimiento humano que se ha vivido en la zona fronteriza", expresó.

Activistas consideran que las próximas semanas serán “cruciales” para el debate de inmigración, por lo que este proyecto se emulará por al menos 60 organizaciones en otros estados de la zona limítrofe con México.

"Estamos conscientes de que una reforma como nosotros la quisiéramos será muy difícil, por esa razón enfocarnos en el tema frontera, porque no queremos que el hecho de que sea difícil que se acepte cualquier reforma, sino que nuestros principios sean fundamentales en el debate", dijo.

En los últimos tres años, defensores de los derechos humanos han denunciado la muerte de al menos 20 personas a consecuencia de la militarización en la frontera, específicamente por abusos de agentes de inmigración.